El nuevo espacio de trabajo idóneo para un CEO

  • PDF

Existen una serie de factores clave, cada vez más prioritarios y que influyen en el modo en que las entidades se enfrentan a la gestión de su día a día para alcanzar el éxito.

En este sentido, la tecnología y la flexibilidad laboral se han convertido en dos de los puntos fuertes de las decisiones estratégicas que afrontan actualmente los CEOS y ejecutivos.

Según estudios recientes por prestigiosas empresas especializadas en el alquiler de espacios de trabajo, existen unos factores vitales y muy a tener en cuenta:

Área social: es la zona en la que se fomentan las relaciones profesionales y personales, donde se respira creatividad y trabajo en equipo. Una oficina debe contar con instalaciones de calidad, que transmitan una imagen cuidada y fomenten un ambiente agradable entre los miembros de una empresa.

 

 

Zonas privadas: la tendencia va hacia trabajar en áreas abiertas y comunes si bien es cierto que no se puede olvidar de que en muchas ocasiones, el mundo de los negocios, requiere de entornos más privados donde mantener ciertas conversaciones o reuniones.

Equipación tecnológica: una empresa que quiera desarrollarse a la altura de las exigencias del mercado, tiene que avanzar al ritmo que marca la tecnología. Para ello, una oficina ha de contar con sistemas que faciliten la comunicación con cualquier parte del mundo y con una conectividad asegurada y fácil.

Entornos adaptables: los espacios deben ser capaces de absorber el crecimiento de las compañía. La adaptabilidad favorece la estabilidad, que procura el desarrollo agil de las empresas y que permite aportar un valor diferencial a la hora de atraer clientes corporativos con previsiones de crecimiento.

Soporte: las facilidades de implantación y de gestión diaria que un área de trabajo ofrece se convierten en cuestiones muy valoradas